sábado, 20 de septiembre de 2008

¿Insinúa que soy viejo?

Hacía tanto que no lo veía, hacía tanto que no me lo ponía. Hacía tanto que no lo usaba, no lo recordaba, no lo extrañaba. En lo que va del año, mis cachacientos profesores no habían exijido presentación formal en ninguna de sus expocisiones, lo que significaba dejar a mi veintiúnico terno gris rata al fondo del armario con su ya acostumbrado aroma a naftalina y cascarita de naranja antipolilla.



Mi profesor de Sociedad y Estado lo rescató de su ya resignado olvido, al exigir que nos presentaramos bien a la tela en la inauguración de la temporada expositora de este ciclo, y ya pues, como eres el primer grupo, calladito nomas. Y digo que lo rescató, porque ya había olvidado incluso para que se usa. ¿Trabajo?...no busco, ¿velorios?...con lo fashion que se han vuelto, ahora solo lo lleva puesto quien está dentro del cajón ¿matrimonios?...últimamente no voy porque prefiero que me inviten para el divorcio, ¿quinceañeros?...resígnate Ginno, no te volverán a invitar a alguno, y asi lo hicieran el bailar perreo con corbata no es mi fuerte. Concluyendo, que las expocisiones universitarias han sido el único pretexto para volver a disfrazarme de muchacho decente.


Siempre me llamó la atención. Todo el mundo me decía que me quedaba tan bien que me la terminé creyendo. Salir en terno era para mí sinónimo de superioridad, de ya no ya, de huachafísima elegancia. Pero después de la última puesta...se ha vuelto sinónimo de tortura a lo sótano del SIN. Nunca me había incomodado tanto llevar algo encima. Ha sido mas incómodo que ponerte el calzoncillo al revés, calcetín con hueco en los dedos, zapatos 40...y para que las señoritas me entiendan, mas incómodo que lucir bikini sin haberse depilado el ala y sus partecitas por Santa María en pleno enero.


Salgo de mi casa puntualísimo, otra cosa a la que te obliga el dichoso trajecito y no porque quieras llegar a la hora, sino porque echarse a correr a lo Clark Kent con el susodicho encima, es de lo mas fastidioso. Llego al paradero y la vieja que todos los días me mira con cara de "no te me acerques hippie" me observa con forzado respeto. Arranca vieja de michi. El foco rojo del semáforo obliga a que una combi se estacione justo delante de mi enternada humanidad. "Mister hay asiento ¿sube?", o sea... ¿Mr.?, en situación y apariencia normal, lo que saldría de la boca de aquel cobrador sería un masticadísimo "ya pe' varón, ¿habla vas?". Chesu, para algo sirve mi saco y corbatita, pero no, yo asi vestido no me subo a una combi nica, y no por sobrado, sino que este tipo de vehículos tan peruanos como el pisco, el ceviche o Chacalón, a las 7 de la mañana de un lunes, resultan algo pequeñitos para mi insignificante 1.81 cm. Paro un tico amarillo, "buenos días, ¿hasta la derrama magisterial?" ¡15 soles!, Next!...¡¿13?!...pero si no hace ni un mes que por obra y gracia de habérseme pegado las sábanas me vi en la obligación de llegar en taxi hasta mi alma máter costándome el viajesito 7 solsasos que me parecieron demasiado y eso que incluía música de La Inolvidable tu radio amiga. Pero claaaaro, con esta pinta quién te va a cobrar un sencillo pues. Joder las 7:45 am, ah no, micro nomas...pucha repleto, que va, si no me subo no llego. Me planto al lado del chofer (no pienso avanzar entre la multitud y arrugar mi Jhon Holden, no señor) y oh my god! un escolar me ofrece el asiento...o sea ¿hellooo? siéntate nomas y no hagas roche causita. La consternación me obliga a avanzar hasta el medio, que alivio, y una secretaria treintona con su sastre rojo y su loncherita que fácil contiene el calentado de anoche me hace ojitos. Ahora mas que nunca le encuentro lógica a la frase al fondo hay sitio, y es precisamente al fondo cuando siento que ya nada peor puede afectar mi psico que un dedito arrugado me jala de la manga "¿DISCULPE? ¿PODRÍA DECIRME la hora por favor?", ¡No! ¡no la disculpo!, ¿por que no me tutea señora?...en fin que son 5 para las 8. Pero ¿qué coño pasa?, no termino de entender qué sucede, cuando de parte del individuo que viene pidiendo que paguen con sencillo y avisen una cuadra antes de bajar viene la cereza del pastel: "pasaje caballero"...aún en shok y acordándome de su mamá, le pago y enseño mi carné universitario, se ríe y no creo precisamente que de mi foto porque salgo muy bien ¿ok?... o sea que encima no creen que soy estudiante ¿pero qué tengo yo, pinta de...de...? momentito, eso mismo!, la pinta. Maldita pinta.


Me bajé pensativo, llegué, expuse y se me ocurrió regresar caminando a mi casa (de Jesús María a San Miguel alucina) y como yo cuando camino si no canto, pienso, me la pasé reflexionando sobre lo qué me sucedió en la mañana. ¿Es solo la apariencia?, o ¿es que de verdad me estoy haciendo mayor? Tampoco hay que exagerar que complejo de Chapatín no tengo, pero son 20 años...ok 21, ya ya ya 22 (pero shhh para ti nomas) y ¿qué de productivo he hecho?


Definitivamente, aunque muchos lo encuentren risible, fisicamente yo no me gusto...me encanto, y aunque suene mas risible aun, siento que con los años me voy poniendo mejor. Por ese lado no hay punto de discusión. Experiencias personales he tenido muchas pero no las suficientes y varias por las que cualquiera moriría por pasar. He madurado en un montonón de cosas y en otras tantas creo que me falta mucho. Pero ok, esos son a la larga satisfacciones íntimas, granitos de arena para la personalidad. Pero ¿productivo? y sobre todo ¿generador de ingresos?...mmm ...este...

Mi hermano mayor terminó comunicación social en Cuzco a donde decidió irse a vivir tras su viaje de promoción (la onda stone del ombligo del mundo debe haberlo fascinado), tiene actualmente dos chambas, una enamorada que gane el triple que él, un depa en pleno centro y planes para una maestría. Mi hermano menor acaba de terminar hace una semana una carrera (que alucina hasta ahora no entiendo qué es) en un tiempo récord de tres años y con querer queriendo tiene ya un contrato y trabajo por el que le darán una nada despreciable cantidad mensual que contiene 3 ceros.
¿Y yo?...bien gracias y ¿tú que tal? ¿la familia?...bravaxo...Hasta ahora no me han enseñado a conjugar el verbo este, como es que se llama...trabajar. Recién voy a mitad de carrera y sigo estirando la mano de cuando en vez si se me antoja algún caprichito. ¿Esta eso bien?...joder que si, vamos que ser mantenido tiene su gracia...y entonces ¿Por qué no me parece gracioso?


Llega un momentito en nuestra relajadisima y desestresante existencia, en que nos ponemos a cranear ciertas cosillas. Puede que no tenga la necesidad de trabajar como el 70 por ciento de universitarios en este país, pero dicen que ganarse sus centavos uno solito tiene su encanto. Saber que te vas a fumar tu puchito gracias a que estuviste vendiendo una treintena de "cajita feliz", saber que te puedes comprar un par de zapatitos porque estuviste sirviendo café con tu mandil verde y pedir mil veces que te deletreen sus nombres para escribirlos en sus vasitos de cartón, saber que puedes tomar cuanta chela se te antoje porque caray, es fin de mes pagaron ya...y lo más rico, callar a tu mamá con un, "mira vieja yo pago el cable e internet asi que mas respeto."

Tres semanas atrás mientras caminaba hacia mi humilde morada un despreciable especímen de cuatro patas osó moder mi provocativa piernecita, volteé con cara de "como te atreves?" (solo a mi se me ocurre pelearme con un perro) e intente retomar mi camino, y dos ladridos despues clavó sus colmillos en mi otra pantorrilla, pero ninguna de las dos mordidas me dolió tanto como que la manchita de inocentes infantes (que de inocente esta generación tiene lo que yo de futbolista) me gritara "¡señor, cuidado con el perro!"

Hace mucho que perdí la cara de niño, pero aún me resisto a dejar de comportarme como tal. Quiza empieze a trabajar por puro hobby, por probar algo nuevo, pero se quiera o no ya es un paso. En el fondo creo que ninguno de nosotros puede dejar de ser un mocoso irresponsable, y mientras mas vamos creciendo mas añoramos aquellos años en los que queriamos ya tener 18, y dormir a la hora que quieras y tomar y fumar y discos y demas. Extraño esas épocas. Niños créanme...tenerlo no es tan exitante como desearlo.

7 comentarios:

Ric dijo...

''Niños créanme...tenerlo no es tan exitante como desearlo'' y nada, ya a tus 25 años se siente el peso de la vejez, las arrugas y demas no engañan, pronto el cabello se te caera y viviras sujeto de un baston, jeje pero aun asi podrias seguir intentando comportarte como el niño Gino

Javo xD dijo...

xq no trabajas?XD ya pasaste los 20 ... recuerdo q a mis 16 años empeze a trabajar...se siente bn xD! ( si soi un maldito.. pero asi m gusto ^^)

Anónimo dijo...

buenas noches señor, disculpe mi atrevimiento de dejarle un comentario ....primero termine de intentar lo otro...despues ya busca xamba pa q me invite el cafe, el cigarro las xelas y demas =)


wenas noxes señor =)



johny =)

Anónimo dijo...

señor me olvidaba... no me creare una cuenta solo pa dejarte comentarios (fiu)..su icono de msn!




johny

Andrea dijo...

Si, estas viejo. Bueno para que negarlo y con ese pelo tipo marge simpson peor aún, felizmente ya te lo cortaste ahora si se puede decir que se te ve decente no con la pinta de violador de colegialas que tenias xD!. Por otro lado, muy chevere tu blog sigue asi ginnin ;)

Donnie Darko dijo...

Sabes donde lei la direccion de tu blog?...En un baño...creí que era un blog erotico(pornogràfico) pero no, me puse a pensar: "¿Por què demonios pondrias la direccion de tu blog en un baño?",simple, para que todo cagon , pajero o pastrulo que entre a hacer sus "asuntos" lo vea...¿no?....Me he dado cuenta que te vacila escribir (perfecto, purga todas tus ideas, y que mejor que en un blog)...Yo tengo dos Blogs, uno de ellos es porno...
DONNIE-DARKO

*Pucho* dijo...

JAJAJAJAJA!! antes de comentar sobre tu ultimo post! (q si esta vez no pude ser la primera, razon parciales) TENGO Q COMENTAR EL COMENTARIO DE ARRIBA! jajja!! lei porno i al toq entre al blog! jajaja!!

La vejez siempre llega...acuerdate yo recien entro a base dos y siento q tengo 300 años de vida! Pero por un lado es genial, saber q te puede quedar tan poco, como tanto para vivir.
Sigue escribiendo me gusta.
Ya alguno de estos dias te deleitare con alguna sorpresa en mi blog. Besote

otras mas...

Blog Widget by LinkWithin